seguir por correo

miércoles, 14 de agosto de 2013

La hora mate

Hoy el día se ha puesto
la ropa oscura de esas ocasiones
en que los enanos crecen sin rumbo
y los dinosaurios resucitan a destiempo.

(Al que no abre la boca
para tragarse la vida,
ésta penetra en su cuerpo
con más violencia.)

En las primeras horas del miércoles catorce,
yace agazapado el martes trece
con la rabia de sus golpes.
Pero hoy
ha durado hasta la tarde.

No hay comentarios:

Publicar un comentario